Las escenas clave de Game of Thrones para entender la música de Ramin Djawadi

Como Lost, la primera década de este milenio, este domingo se empieza a poner fin a quizás, la gran serie de televisión de esta década, Game of Thrones. Estrenada el 17 de abril de 2011, y luego de 8 temporadas, todo está listo para saber quién finalmente se quedará con el Trono de Hierro. Serán 73 episodios donde han pasado actores y directores de renombre, pero algunas manos se han mantenido. Además, por supuesto, de David Benioff y D.B. Weiss, los creadores de la adaptación, Ramin Djawadi, en la música, ha sido un elemento presente desde el día 1 hasta el final. Su música (que le ha reportado fama mundial e incluso giras donde interpreta con animaciones el mundo de GoT) juega un papel fundamental en el relato, y es por eso que hemos decidido preparar un listado de una escena por temporada (además de un breve análisis de los créditos iniciales) donde Djawadi muestra lo mejor de sí, tal como hicimos a propósito de Lost (lo que pueden revisar en este enlace). Un trabajo que en perspectiva, les demostrará a ustedes cuan cuidada fue la música de Game of Thrones desde su origen.

 

Costaba dimensionar la importancia que tendría la introducción de GoT en un comienzo de la serie. De entrada, parecía una animación un poco precaria o simple, que sólo aportaba uno que otro antecedente sobre la orientación del territorio que de todas formas era muy difícil de entender sin haber leído los libros. Pero con el paso del tiempo, esa intro dejó de ser un estorbo que todos queríamos adelantar, y transformándose en otra herramienta más de relato. Sí. Porque todos fuimos testigos cómo, semana a semana, este mapa incorporaba nuevos escenarios, destruía o dejaba bajo ruinas otros, y expandía nuestro universo. La música de Ramin Djawadi comenzó también a quedar grabada en la mente del público, y junto las animaciones, terminaron volviendo la intro de GoT en algo así como la apertura de cada episodio Star Wars pero en series de TV. Y con ella, transformar en un himno la música de Djawadi que todos podremos recordar.

s01e10: Fire and Blood. Tema elegido: “King In The North.

La primera temporada, a pesar de las pérdidas que tocó ver, fue una de instalación, y desde el día 1, el ojo estuvo centrado en Winterfell y la familia Stark. Djawadi les otorga a ellos un tema solemne, en cuerdas, que parece recordar viejas glorias (como una larga primavera distinta a este invierno que se avecina), pero que también habla del honor y la gloria con la cual Ned formó a sus hijos y lideraba a los norteños (ejecutando las sentencias de propia mano, de ser necesario). Este tema musical, que llamaremos de Winterfell o los Stark, comienza desde el día 1 con “Winter is Coming” (cuando Ned y Catelyn sobre la muerte de Jon Arryn, iniciando la caída en este juego de cartas), y sigo luego con “Goodbye Brother” (al despedirse Jon de Robb). Sin embargo, su punto más alto, a mi parecer, se produce luego de la muerte de Ned Stark, y es cuando una nueva generación debe tomar las banderas. Por lo mismo, luego de enterarse de la muerte de su padre (con una versión del tema llamada “Kill Them All”), Robb es nombrado King In The North y la música de Winterfell domina en gloria (ver “King in The North”). ¿Lo mejor? Djawadi respeta tanto su trabajo, que es el mismo tema que, 5 temporadas después, acompaña a Jon cuando es nombrado King In The North pese a ser sólo un bastardo.

s02e01: The North Remembers. Tema elegido: Warrior of Light.

La segunda temporada fue de la muchos reyes luchando por el Trono de Hierro (de hecho, el segundo libro se llama “Choque de Reyes”), y en esta lucha, destacaba con luces propias (sí, luces) Stannis Baratheon. El poco carismático hermano de Robert, resignado a vivir en la isla que otrora fuera de los Targaryen, hoy encontraba, en la muerte de su hermano y el no haber dejado legítimos herederos, su oportunidad de ascender al Trono. Pero Stannis no vendría sólo, sino que estaría acompañado de Melisandre, una extraña bruja roja que invitaba a abandonar a los dioses antiguos. En el primer capítulo de esa temporada, mientras suena “Warrior of Light”, GoT muestra a Melisandre quemando a los Siete Dioses de Westeros, mientras Stannis adscribe a un nuevo y único dios (poco convencido por cierto), y cuestionado por el siempre fiel Ser Davos. Este será un tema muy importante a lo largo de toda la serie, pues si bien por momentos es propio de Stannis (como veremos a continuación), luego quedará en manos de Melisandre y lo acompañará, por ejemplo, en la resurrección de Jon Snow. Pueden también verlo en esta misma temporada en la Batalla del Aguanegra, mientras suena “Don’t Die With a Clean Sword”, es una escena que marcaría sin dudas un antes y después en la magnitud de la serie.

s03e10: “Mhysa”. Tema elegido: “Mhysa”.

Daenerys Targaryen es, sin dudas, protagonista de esta serie desde el comienzo, y portadora de la bandera de lucha de muchos de los telespectadores. Pero su camino al otor lado ha sido largo y sacrificado. Vendida como un trozo de carne a los Dothraki, y luego empoderándose luego de la muerte de Drogo (y bueno, el aporte de unos pequeños dragones), quizás su gran salto lo empieza a dar cuando demuestra que su poderoso ejército de Inmaculados y Cuervos de la Tormenta de Daario Naharis, y sus 3 dragones, no los quiere para oprimir sino para liberar. Fuera de las puertas de Yunkish se presenta como salvadora y por lo mismo estos la llaman madre (¡Mhysa!). Este es uno de los pocos momentos en que la música de Djawadi aporta voces, y creo que son claves, primero, en representar la voz de la multitud que la aclama y luego, para poner los pelos de punta al ver cómo, frente a los ojos de Missandei, Ser Jorah, Ser Barristan y Daario, esta niña que todos consideraron alguna vez decorativa, se convertía en una verdadera Reina. Eso sí, los invito a fijarse cómo bajo esta hermosa canción, se esconde, de manera sutil, el tema principal de GoT.

s04e10: The Children. Tema elegido: “You Are No Son of Mine”.

“The Rains of Castamere” planteaba el siempre difícil desafío de llevar a una banda sonora, una canción que es vital en una novela. ¿Cómo estar a la altura? ¿Cómo interpretarla o transmitirla bien? Ramin Djawadi lo supera notablemente, y si bien su aparición se produce ya desde la segunda temporada y un capítulo de la tercera coincide plenamente con su nombre (en la Red Wedding, anunciando la traición), el tema que termina siendo el tema de los Lannister cobra total relevancia en la cuarta temporada cuando los Lannister tienen su apogeo (destrucción de la espada de Ned Stark por Tywin creando otras dos –“Two Swords”), inicio de la caída (en la Purple Wedding, interpretada por Sigur Rós que estuve muy tentado a incorporar pero preferí privilegiar a Djawadi) y en la “traición” de Tyrion asesinando a su padre (en la dolorosa “You Are No Son of Mine”), que desencadenaría su cruce hacia Daenerys. Nos quedamos precisamente con esa escena, porque la música relata precisamente este hecho, sin siquiera tener que interpretar las imágenes. Mientras Tyrion aprieta el gatillo y mata a su padre (quien a punto de morir le enrostra no amarla diciéndolo que no es su hijo), “The Rains of Castamere” aparece pero comienza luego a abandonarlo, como diciendo que desde ese momento deja de ser un Lannister y portar sus banderas, optando por cruzar el mar gracias a la gestión de Varys, con una música totalmente diferente. ¿Cuàl? El tema principal del Trono de Hierro y más que nunca, parecido a “Mhysa”.

s05e08: “Hardhome”. Tema elegido: “Hardhome, Pt 1”, “Hardhome, Pt 2”.

Sin dudas mi capítulo favorito de toda la serie, “Hardhome” es una obra maestra por donde se le mire. Todavía recuerdo la tensión cuando en vivo, me preguntaba ¿qué mierda viene al otro lado de la cerca? Uno sospechaba, hasta entonces, la magnitud del ejército de The Night King pero por primera vez lo veríamos en acción, ¿cuántas tropas serían? ¿cuáles serían sus armas? ¿a qué nos enfrentábamos en realidad?. Son muchos los momentos claves de esta escena y tema, que por ser una batalla completa, hemos decido mostrar con sus 2 pistas. Primero, abre con un sonido similar al de un reloj, con la tensión del encuentro. Y luego, sutilmente, se parece apelar al tema principal de GoT, como si esta fuese quizás la prueba concluyente que la batalla no es, evidentemente, entre hombres salvajes y no (entonces quizás no es el tema del Trono de Hierro), sino entre la humanidad y la muerte.  La aparición del White Walker (con un tema mucho más militar), y la batalla con Jon, confirmaron que Djawadi no necesariamente debía amarrarse a ideas clásicas o ya presentadas en las temporadas previas de la serie, sino que también era capaz de construir temas de batalla de extensísima duración y agradables desde un comienzo (temas que no necesitaban hacer sentido por haberlos escuchado previamente).

s06e10: The Winds of Winter. Tema elegido: Light of the Seven.

El capítulo final de la sexta temporada tuvo un inicio, en lo que a música se refiere, totalmente inesperado. Ramin Djawadi olvida por completo su estilo musical hasta entonces, y entrega una pieza musical de casi 10 minutos apoyada en un comienzo en un sutil piano que descolocaba al público y lo dejaba desde antes curioseando qué es lo que iríamos a ver. A estas alturas ya todos sabemos cuál era el plan de Cersei (deshacerse de sus rivales). Pero había muchas formas de hacerlo Podía ser, sin dudas, a lo Rey Loco, destruyéndolos a todos de forma directa y visual (con ayuda de la Montaña o sus soldados). Sin embargo, ella opta por un camino mucho más, podríamos decir, elegante. Calculando hasta el último detalle, hace explotar al Gran Septo de Baelor con todos sus enemigos dentro, de una manera que siquiera su desalmado padre habría imaginado. Es, en el fondo, una nueva forma de gobernar, más calculadora y fría, pero igual de inteligente y potente (sino, ¿cómo entender la negociación entre ella y Daenerys?). El tema de Djawadi lo refleja de manera perfecta, por lo que los invitamos a escuchar “Light of the Seven”, poniendo especial atención en los instrumentos que muestran mucho del lugar en el que estamos. La banda sonora de esta temporada la analizamos en extenso, lo que pueden revisar en el siguiente enlace.

s07e07: The Dragon and the Wolf. Tema elegido: “The Truth

La opción más obvia en la séptima temporada de GoT, era buscar el tema musical tras el ataque de Daenerys a los Lannister, la misión de Jon Snow más allá del muro, o quizás el esperado cruce de los White Walker. Sin embargo, hemos optado por un tema mucho más simbólico y emotivo, que aparece en el descubrimiento de la verdad de Jon Snow. Bran convoca a Samwell Tarly con el objeto de contarle una increíble verdad (y de ahí el nombre del tema, “The Truth”): Jon Snow no es precisamente el bastardo de Ned Stark, sino el hijo de Rhaegar Targaryen y Lyanna Stark y su verdadero nombre es Aegon Targaryen. Esto, mientras en paralelo, Jon visita la habitación de Daenerys y se produce el esperado encuentro entre ambos, aunque ahora, con un sentido distinto. La música de Djawadi en este monento, que parece de amor sin dudas, lo interpretamos como un tema musical de cierre: Jon no es un bastardo, sino el legítimo heredero al Trono de Hierro. La historia empieza a cerrar su propio relato y finalmente tenemos en nuestras manos todas las piezas para interpretar este complejo puzzle. Un tema que conmueve, pues mucha gente ha debido sufrir, morir y odiarse, mucho se ha destruido, para proteger a Jon, quien no refleja otra cosa que el sueño de un mundo mejor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.